LOS NUTRIENTES SON TAN IMPORTANTES COMO TU BIENESTAR


Entre las nuevas necesidades que tiene tu organismo está llevar una alimentación adecuada que te aporte calorías para tener energía extra, ácido fólico para evitar malformaciones, hierro, vitamina C y calcio.

Además, tu alimentación deberá asegurar tu bienestar y este además de físico debe ser emocional, pues ahora todo lo que te ocurra a ti, tendrá que ver con el futuro de tu bebé. Sigue estos consejos y vive un embarazo pleno y feliz.

La hora de la comida debe ser tranquila 

Una alimentación saludable debe ser clave ya que no solo te beneficias, sino también a tu bebé. Fíjate de incluir en tu dieta una porción de carne o pescados bien cocidos durante tus comidas principales acompañados de la fibra y vitaminas que te aportan tanto las frutas como las verduras.

Come cada 3 horas 

No debes esperar a que te dé hambre. Comer cada 3 horas y no dejar pasar más de 4 entre comida y comida, te mantendrá saludable y te hará sentir bien.

Variedad en tus comidas

Que vayas a tener un bebé no quiere decir que debas sacrificarte en la alimentación. Hay opciones deliciosas de desayunos para embarazadas que incluyen frutas, cereales y quesos, y de almuerzos y comidas con pescados, carnes y verduras. Escoge lo que más te guste entre lo recomendado por tu médico, comer con gusto te alimentará mejor.

Evita los fritos

Entre más naturales sean tus comidas, mejores serán para ti y tu bebé. Si preparas tus alimentos al vapor, asados o sudados, los nutrientes se absorberán mejor.

La dieta no es para adelgazar

La dieta en el embarazo es muy importante pero no te confundas, esta se refiere a mantener una buena alimentación y no a dejar de comer para adelgazar o no subir de peso.